sábado, 8 de febrero de 2014


Mamá


 Había brotado, en medio del huerto, un imponente piano

 de cola. Duró poquísimo; mamá llegó agotada de trabajar y 

 al verlo, ni preguntó: se limitó a sacar la motosierra.

2 comentarios:

  1. Jajajaja , bien, contundente apuesta para esta semana, suerte y cuidado con esa madre que coge lo primero que tiene a mano y quién sabe...

    Abrazos

    ResponderEliminar
  2. Sí, Manuel, quién sabe de esas madres saturadas del día a día ;DD
    Me ha puesto contenta tu visita, gracias y no tardes en volver.
    Besos!

    ResponderEliminar